Comprar un seguro médico en México puede parecer un gasto innecesario, sin embargo es un paso importante cuando comienzas a formar una familia grande, ya que nunca sabes cuando tu hijos podrían llegar a necesitarlos.

El secreto para obtener el mejor seguro médico en México

Lo más importante cuando estés buscando una póliza de seguro médico que te convenga es ¡comparar, comparar y comprar! Ten la tranquilidad de saber que siempre tendrás una gran cantidad de opciones, ofertas y planes de los cuales elegir.

Lo importante no es qué, si no cómo vas a comparar todas las compañías para finalmente obtener el mejor seguro médico en México. Puedes hacerlo de manera tradicional hablando con cada aseguradora y conociendo los planes que te pueden ofrecer, otra opción es acercarte directamente a la clínica de salud de tu familia donde puede ser que tengan alguna alianza con un seguro del cual puedas sacar provecho.

Que te den confianza, no aceptes la primera opción

Si ya tienes familia puede llegar a ser muy importante que compruebes que tu seguro médico te permita elegir a un doctor que sea de tu confianza. Generalmente las aseguradoras cuentan ya con una red de especialistas con los cuales tienen un acuerdo previo, puede ser que estos médicos sean de hospitales privados o públicos.

Si al final no te convence el servicio que te están ofreciendo a ti o a tu familia, puedes negociar el ir a un médico que sea de tu confianza, aunque el seguro sólo pagará un porcentaje y tu tendrías que poner la diferencia.

Es común que los doctores te manden a hacer muchos estudios e incluso te digan donde, no cometas el error de ir a ese laboratorio solo porque te dijo tu doctor, como en todo para poder sacar el mejor provecho y que te cerciores que tu seguro médico en México lo pueda cubrir es hablando. Puede ser que tú mismo contrato tenga un apartado con los laboratorios afiliados a tu aseguradora, de otra manera busca un laboratorio que sea más accesible para ti.

Revisa tu contrato anualmente

Un error común, especialmente cuando llevas tiempo con tu misma aseguradora, es dejar de revisar al momento de renovar tu contrato los términos y condiciones. Suena tedioso, pero si no lo haces te arriesgas a terminar aceptando algo que al final te puede perjudicar. Muchas veces las compañías cambian drásticamente el tipo de coberturas que tienen o el precio de sus primas debido a la situación que vive en ese momento el país o el mundo en general.

Mantenerte saludable te da beneficios

Parece ridículo, pero tiene mucho sentido. Los seguros médicos les interesa que tú y tu familia estén sanos ya que representan un menor riesgo para la compañía, así que entre más hábitos saludables puedas comprobarle a tu aseguradora es probable que sea más accesible el costo de tu póliza.